AMPLIACIÓN VESICAL

Cirurgías Laparoscópicas

En 1898, el cirujano von Mikulicz describió el uso de un segmento del íleo (parte terminal del intestino delgado) para ampliar la vejiga y así se dio inicio al tratamiento quirúrgico del que hoy llamamos “vejiga de baja capacidad” y “de alta presión”. Desde entonces innúmeras técnicas y variantes fueron desarrolladas. Por eso se buscó en el empleo de todos los tipos de segmentos del trato gastrointestinal — desde el estómago hasta el colon sigmoide — un substituto ideal para la pared de la vejiga.

Transcurridos más de cien años y en la falta de un substituto ideal, el segmento gastrointestinal todavía permanece como la primera escoja por la mayoría de los cirujanos cuando se torna necesario ampliar la vejiga.

La búsqueda por reducir cada vez más la morbilidad inherente a esas grandes y complejas cirugías motivó innúmeros investigadores a introducir y desarrollar técnicas laparoscópicas. Hoy, la técnica laparoscópica para ampliación de vejiga ya se encuentra estandarizada en el departamento de cirugía mínimamente invasiva de la MASTER CLÍNICA.

Fotos

Vídeos

feito com
icone criação de sites